martes, 4 de agosto de 2015

De Una Funda De Almohada A Dos

No sé si a vosotros os habrá pasado pero cuando encuentro una funda de nórdico que me gusta, de regalo viene una funda para almohadas grandes.

¿Cómo puede ser que existan tantos tipos de almohadas individuales diferentes para cada tipo de persona dependiendo de la dureza que prefiera o de la postura que mantenga al dormir y que no hayan dejado de vender este tipo de funda?


Cansada de que me pase lo mismo siempre, me decidí a comprar igualmente la funda y convertirla en dos piezas.

Necesitamos:

Tijeras
Aguja
Hilo


Doblamos la funda a la mitad y  la cortamos.

Le damos la vuelta a la funda comenzamos a coser por dentro, de esta manera aunque las puntadas no sean perfectas no importan porque no se verán.


Lo que sí que es importante coser bien la esquina como se ve en la foto para que no se deshilache la parte que ya viene cosida.


Y… ¡ya está! Cuando le volvamos a dar la vuelta a la funda debe tener este aspecto.



Ya ves de que manera tan sencilla obtenemos nuestras dos fundas.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...